Crédito fotografía: 
El Ovallino
A través de una técnica a base de adobe mezclada con otros materiales, se plasmarán diversos pictogramas y trazados que transformarán el frontis del Estadio Diaguita en una especie de museo al aire libre.

Considerado uno de los sitios arqueológicos más relevantes de la región debido a los numerosos vestigios encontrados durante su construcción, el Estadio Diaguita de Ovalle es reconocido como uno de los más importantes asentamientos del periodo prehispánico.

En el lugar no solo se encontró un cementerio, sino también vestigios como vasijas de cerámica, adornos, instrumentos de molienda, entre otros, los que han permitido tener una aproximación científica e histórica sobre la cultura diaguita.

Con el objetivo de poner en valor el patrimonio local, el Municipio de Ovalle inició un importante proyecto de rescate que considera los 270 metros del muro frontal del Estadio Diaguita, para que la comunidad local y también los turistas puedan conocer más sobre la cultura diaguita.

Emiliano Olivares Tabilo, conocedor de diversas técnicas de barro, trabaja desde el 2007, explica que “el material utilizado con el que estamos revistiendo el muro es a base de una técnica muy usada por nuestros antepasado, anterior al uso masivo del cemento”. Se trata de una técnica que consiste en reciclar adobe, “ya que este viene muy bien balanceado, el cual mezclamos con otros materiales como arena y penca de tuna, elemento que aporta una especie de goma que le da mayor estabilidad y resistencia a la mezcla”.

Héctor Vega Campusano, alcalde (s) de Ovalle, indicó que ya se concretó la primera fase de esta iniciativa, “que consistía en cubrir completamente el muro con la técnica de barro y que actualmente el equipo se encuentra trabajando en plasmar los pictogramas, para posteriormente avanzar con otros elementos que identifican a la cultura diaguita y a los vestigios encontrados precisamente al interior del estadio”.

Asimismo, manifestó que “se trata de una especie de museo al aire libre que nos recuerda los orígenes ancestrales de nuestro territorio. La idea es que la comunidad pueda apreciarlo y que la comunidad lo cuide porque es una obra para todos”.

 

DAÑOS A LA OBRA

 

Esta semana, cuando el equipo a cargo de las obras iniciaba una nueva jornada de trabajo, se encontraron con una lamentable sorpresa, ya que desconocidos dañaron parte de los pictogramas que  ya estaban plasmados. “Es lamentable que pese a que es un proyecto que aún no está terminado, ya existan personas que lo destruyan. Por eso hacemos un llamado a la comunidad a que nos ayude a cuidarlo y que si algún vecino observa alguna situación, pueda alertarnos para nosotros hacer las denuncias respectivas”, expresó Héctor Vega Campusano.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Máster Gratuito en Marketing Digital