Crédito fotografía: 
.
Los limarinos igualaron ante Curacaví y con esa unidad sumaron puntos necesarios para asegurar su paso a la siguiente ronda, a falta de dos fechas para el final.

Pasaron tres fechas para que CSD Ovalle confirmara en forma definitiva su paso a la segunda fase de la Tercera B del fútbol chileno. Y lo hizo consiguiendo un empate 1-1 ante Curacaví, en la región Metropolitana.

Un encuentro que definía el futuro a corto plazo de “El Equipo de la Gente” que necesitaba solo de un punto para asegurar su pase a la siguiente ronda del campeonato. Por su parte, sus oponentes de turno necesitaban sí o sí de un triunfo para escalar en la tabla de posiciones, ya que se ubican en la previa del encuentro en el octavo lugar, a dos posiciones de la liguilla.

En un primero sin la apertura de la cuenta, las emociones cayeron en el complemento, donde los ovallinos dirigidos técnicamente por Leonardo Canales tuvieron el dominio de las acciones y se generaron las ocasiones más claras para la apertura de la cuenta. Fue así como a los 70 minutos del partido sorprendió a l defensa rival, enfrentó en soledad al arquero local quien salió a achicar y levantó un “globito” para abrir el tanteador en el estadio Julio Riesco de Curacaví.

El mal estado de la cancha por momentos no dejó realizar un buen partido, pero igualmente ambos equipos trataban de realizar su mejor juego posible. Fue en ese intertanto que los locales se encontraron con la igualdad en el marcador, decretando el definitivo 1-1 y la clasificación de CSD Ovalle a la segunda fase del campeonato.

“Creo que realizamos uno de nuestros mejores partidos, tuvimos muchas ocasiones de gol, hemos estado fallando en el finiquito, pero controlamos bien las acciones, el equipo trabajó bien y con este resultado nos clasifica, los que nos permite enfrentar los siguientes partidos de forma más tranquila”, comentó Francisco Carvajal, ayudante técnico del equipo.

Con este triunfo, los limarinos sumaron 37 puntos, afianzándose en el segundo lugar de la tabla de posiciones. El séptimo equipo del torneo es Conchalí, quienes este sábado perdieron por 2-0 ante Municipal Lampa, y con este resultado no podrían alcanzar al equipo verde. Precisamente, Conchalí es el próximo rival de los limarinos, donde la visita se jugará su opción por clasificar a la siguiente ronda, mientras que CSD Ovalle buscarán en estas dos fechas proyectar el equipo para la siguiente fase del torneo.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

Lo más visto hoy

 

 

 

 

 

X