Crédito fotografía: 
Cedida SAN
Mientras desde la SAN plantean la puesta en valor de las pasas ante en cambio obligado del rubro por el bajo calibre alcanzado esta temporada, autoridades regionales destacan los esfuerzos por tecnificar cada vez más el riego para aprovechar el agua existente

Ante la delicada situación que viven los productores de uva de la localidad de Chañaral Alto, en Monte Patria, quienes acusan muy bajo calibre de la fruta, además de la pérdida de algunos predios por la crisis hídrica, la secretaria ejecutiva de la Sociedad Agrícola del Norte, Daniela Norambuena, explicó a El Ovallino alguna de las acciones que desde la organización toman para ir en ayuda de los agricultores.

“Nosotros sabemos y hemos estado en terreno en reiteradas ocasiones en la comuna de Monte Patria, junto a los pequeños agricultores quienes nos han explicado su situación. Lamentablemente el agua se acabó, lo que es una situación dramática para todo el sector agrícola. Sin embargo, estamos siempre apoyándolos, hemos gestionado distintas reuniones con diferentes autoridades. Estamos trabajando para llevar a cabo las condonaciones de los créditos de Indap, que es muy importante para ellos y también hemos estado apoyando socialmente a algunos sectores donde se necesita la colaboración permanente”, destacó Norambuena.

Señaló que actualmente trabajan en un proyecto a través de los fondos de la Fundación para la Innovación Agraria del INIA, para poder darle y agregarle valor al rubro de las pasas.

“Muchos han tenido que cambiar desde la exportación de uvas hasta la producción de pasas y la idea es agregarle valor a ese producto. Incluso estamos trabajando con el poder comprador para que así puedan tener ciertos ingresos y asegurar algo de los costos de estas cosechas. Sin embargo es compleja la situación, sabemos que como gremio vamos a estar siempre presentes para ir levantando la voz de cada sector que necesite apoyo y que necesite ser escuchado”, puntualizó la representante gremial.

Proyectos de optimización

En tanto el Seremi de Agricultura, Rodrigo Órdenes, señaló que desde su despacho gestionan proyectos para optimizar el poco recurso hídrico disponible.

“Sin duda que la sequía es un fenómeno que está afectando a todo nuestro sector silvoagropecuario. Como ministerio estamos enfrentando esta emergencia a nivel regional con todos los sectores, con medidas a corto, mediano y largo plazo, que van enfocadas a gestionar de mejor manera el recurso hídrico disponible. Estamos ante una sequía, que es una condición estructural, donde la adaptación a este nuevo escenario es clave”, apuntó Órdenes.

 

Señaló que están trabajando en levantar proyectos cuya característica es que son sostenibles en el tiempo, como la "Plataforma para la digitalización del manejo inteligente del riego y la fertilización de uva pisquera, basado en el cooperativismo y el internet de las cosas", ejecutado en la comuna de Ovalle por la Fundación para la Innovación Agraria del Ministerio de Agricultura y la Universidad de Chile.

“El objetivo es optimizar el agua disponible a través de un programa inteligente de riego implementado por sondas de capacitancia y plataformas digitales, que le permiten al productor saber cuándo y cuánto regar, que de esta forma exista un mayor aprovechamiento del recurso, generando un ahorro que oscila entre un 20% y un 40%, lo que a su vez garantiza una mejor producción”, aseguró el seremi.

Agregó que a través de INDAP y CNR se han implementado considerablemente los presupuestos para avanzar en la ejecución de más proyectos de riego. “Durante estos días se está discutiendo en el congreso la prórroga de la Ley de Riego 18.450, que viene con una serie de modificaciones para que su orientación vaya dirigida a medianos y pequeños agricultores. Además de incluir un ITEM de emergencia para bonificar proyectos de riego que mitiguen los efectos del déficit de agua. Esperamos que la ley sea aprobada antes de fin de año para que podamos seguir ejecutando estas obras en la región”.

Apuntó que como Ministerio basan la labor en mejorar la conducción, la distribución y la acumulación del recurso hídrico. “Es así como hemos logrado un alto nivel de tecnificación a nivel predial en comparación con otras regiones, así lo manifestó la actualización del Catastro Nacional Frutícola 2021, donde se aprecia que el 95% de la superficie frutícola de toda la región está bajo el sistema de riego por goteo, aumentado en un 1,55% en comparación con el año 2018”.

 

Etiquetas: 

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

X