• La pequeña minería mueve a miles de trabajadores en toda la provincia del Limarí y en el resto de la región
  • Gremios y representantes de la pequeña minería se reunieron con la intendenta regional Lucía Pinto, para conversar sobre los desafíos del rubro
En el contexto del Plan de Zonas Rezagadas Gremios y representantes de esta actividad de la provincia se reunieron hace unos días en la intendencia regional con el fin de abordar en conjunto las preocupaciones que tienen los trabajadores de este importante sector económico.

Sin dudas, la minería es una de las principales actividades económicas de la provincia del Limarí y de la región. Son miles de familias que dependen directamente de esta actividad, la cual por lo demás, tiene un fuerte arraigo histórico en la zona.

En los últimos años sin embargo, la actividad ha vivido momentos de altibajos, básicamente por la caída del precio del cobre vivida hace hasta hace un tiempo atrás. No obstante, la recuperación del valor del mineral le ha dado un respiro a este rubro que ha vuelto tener prometedoras expectativas.

No obstante, respecto a la pequeña minería aún quedan desafíos y problemas por enfrentar, en especial, por la cantidad de personas que trabajan en ella. Por eso, esta actividad fue incluida en las denominadas mesas territoriales de trabajo del Plan de Zonas Rezagadas.

Y precisamente, frente a la preocupación que ha surgido por la mantención del Programa de Zonas Rezagadas, es que gremios y representantes del sector se reunieron en La Serena, con la intendenta Lucía Pinto, para conversar sobre este tema y establecer ciertos acuerdos para asegurar el apoyo a la pequeña minería y continuar con las políticas que se estaban aplicando en beneficio de ello.

Acompañados por el gobernador del Limarí, Darío Molina, la máxima autoridad provincial señaló que, de acuerdo a una serie de acuerdos establecidos en dicho encuentro, “se lograron importantes acuerdos como la programación de una mesa de trabajo para tocar temas específicos ligados a la pequeña minería y la confirmación por parte de la intendenta Lucía Pinto, frente a la continuación y posible ampliación de los beneficios entregados por este programa”.

En ese sentido, Cristian Pérez, representante y vicepresidente de la mesa minera del Programa de Zonas Rezagadas, destacó la importancia de poder realizar un trabajo coordinado del sector para que éste pueda lograr un importante desarrollo.

“Pudimos intercambiar algunos de los logros y avances que hemos tenido dentro de la mesa minera de Zonas Rezagadas y complementar lo ya conversado en reunión sostenida con el gobernador Molina. Uno de los puntos importantes de esto, es poder contar con un muy buen apoyo profesional dado que gran parte de esto se desarrolló y gestó con el apoyo del Nodo de Pequeña Minería de Zonas Rezagadas generando un equipo de trabajo de mucho peso” aseguró Pérez.

En ese sentido, valoró la jornada por los acuerdos alcanzados y la disposición de las autoridades para dar el “apoyo brindado a nuestra actividad y la importancia que para ella tiene dentro del desarrollo de nuestra región”.

Actualmente, en la región de Coquimbo, el 35% Del PIB es aportado justamente por la actividad minera, y representa más del 33% del empleo regional. De ahí nace la necesidad de apoyo a esta actividad relevante en esta zona.

Estos acuerdos para impulsar la pequeña minería se suman a la reciente aprobación del Proyecto Mina Milagro, ligada a la Minera Altos de Punitaqui, ubicada en dicha comuna limarina, iniciativa que implica una inversión de 8,1 millones de dólares y que busca proyectarse como un intento de reactivar la economía local

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

X