Crédito fotografía: 
Viviana Badilla
Esta cruzada solidaria comenzó a finales de mayo y tiene como objetivo beneficiar con cajas de insumos básicos a las personas que se han visto perjudicadas con la crisis sanitaria. Asimismo, ofrecer de manera gratuita asesorías nutricionales para las ollas comunes que se estén realizando en diferentes sectores de la comuna.

Por Viviana Badilla Vargas.

Sin duda alguna la crisis sanitaria y económica que azota al país, ha hecho reaccionar de manera favorable a un significativo número de personas, ya que a lo largo de Chile se han formado agrupaciones que buscan ayudar a las familias que se han visto más perjudicadas por el covid-19.

Un claro ejemplo de esto es la campaña “Nutrición Sin Fronteras”, la cual comenzó a finales de mayo. Y que tiene como misión ayudar a las personas que se han visto afectadas por la pandemia, y del mismo modo cooperar  de manera gratuita con asesorías nutricionales en las  ollas comunes que están realizando debido a la contingencia.

Así lo comenta María José Vega Núñez, quien es una de las nutricionistas que se desempeña en esta noble causa, la cual no solo abarca a Ovalle – se extenderá a diferentes sectores de la comuna- sino que se despliega en otras ciudades también.

“Nos encargamos de planificar, armar y entregar cajas con insumos básicos como alimentos perecibles, no perecibles y artículos de aseo a las familias más afectadas por la situación actual. La caja está armada para que cuente con una calidad nutricional adecuada y además contendrá material educativo con temas afines como conservación de alimentos, inocuidad alimentaria, recetario, entre otro”, aseguró.

De igual forma, son 283 los profesionales que están prestando ayuda con sus conocimientos sobre una alimentación balanceada y de bajo costos. Pero todo esto realizado, bajo  estrictas normas de limpieza.

“A la hora de armar y entregar cajas los voluntarios cuenta –contaran- con todos los equipos de protección personal, además de sanitizar el lugar y los alimentos previo a la entrega”, enfatizó.

Por otro lado, el ámbito de la alimentación ha cambiado notablemente, ya que el ser humano al estar en cuarentena se ha visto con cuadros de ansiedad, motivo por el cual ha aumentado su apetito. Sin embargo, existe un gran porcentaje de personas que se encuentra en momentos críticos, ya que los bajos ingresos no les permiten abastecerse de productos ricos en nutrientes.

“Depende mucho de la situación socioeconómica de las familias, en cuanto a las familias que no están corriendo riesgo sanitario, están padeciendo de una mayor ansiedad por el confinamiento, que los lleva a consumir mayor cantidad de alimento de lo que consumen normalmente. Por otro lado, las familias que están cursando una inseguridad alimentaria, tienen tendencia a consumir mayor cantidad de alimentos de baja calidad nutricional. Dando como resultado una depleción de vitaminas y minerales, presentes mayormente en frutas y verduras, que por su valor y durabilidad, no están siendo adquiridas”, puntualizó María José.

En conclusión, esta nueva campaña solidaria liderada por nutricionistas y  estudiantes de dicha carrera, tiene un deseo, y es consolidarse como organización  de ayudas solidarias a lo largo del país.

“Queremos lograr ayudar a la mayor cantidad de familias posible a atravesar la crisis alimentaria que está dejando la pandemia. Nuestra meta es establecernos como ONG y así mantener nuestra ayuda a lo largo del tiempo”, finalizó.

Etiquetas: 

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

X