Crédito fotografía: 
Leonel Pizarro
Pasada las 13.00 horas de este miércoles un incendio activó las alarmas de bomberos, carabineros y de la directiva del Colegio Gabriela Mistral, desde donde activaron un protocolo para el retiro seguro de los alumnos

El rápido accionar de bomberos evitó que el fuego trepara por las estructuras cercanas y generara un problema mayor, sobre todo tomando en cuenta que había un colegio en las cercanías del lugar.

Fue la emergencia que atendieron ayer los bomberos de Ovalle y personal de Carabineros, quienes acudieron rápidamente hasta la calle Coquimbo, donde un carro de comida se incendió completamente en cuestión de minutos y amenazó con extenderse hasta casas y locales vecinos.

El llamado se produjo alrededor de las 13.00 horas cuando al área de la cocina del food truck estacionado en Coquimbo 500, por razones que se mantienen en investigación ya que en el momento no se estaba utilizando ninguna hornilla, se inició el fuego que consumió la estructura en su totalidad.

Residencias vecinas y un taller de motocicletas ubicado al lado del sitio del siniestro, registraron daños muy leves en las paredes y techo.

La alarma mayor se habría producido en el Colegio Gabriela Mistral, instalación educativa plantada a menos de 50 metros del punto de ignición, y donde directivos y docentes aplicaron un protocolo  de entrega segura de sus alumnos, en su salida de calle Tangue, para sortear la emergencia.

Hasta el centro educativo habrían llegado las columnas de humo que desprendió el incendio en su consumo de materiales inflamables al interior del carro de comida, lo que generó la preocupación de toda la comunidad educativa, quienes efectuaron los llamados correspondientes y procedieron a retirar a buena parte de su alumnado de manera coordinada.

Carabineros se constituyó en el lugar para apoyar las labores, dirigir el tránsito y evitar el paso de peatones por el área del incendio en calle Coquimbo, ya que durante varios minutos hubo riesgo de un rebrote de las llamas.

Pasados unos veinte minutos desde el inicio de la faena, los bomberos lograron controlar y sofocar el fuego entrando al carro de comida, y separando las piezas que todavía podían ser susceptibles de encenderse en llamas.

Las trabajadoras del food truck lograron salir ilesas aunque con los nervios a flor de piel, de hecho no se registraron lesionados.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...