• El 27 de marzo pasado, un secuestro con lesiones levantó gran inquietud en la comuna de Punitaqui.
Crédito fotografía: 
Cedida
El alcalde de esa comuna, Carlos Araya está exigiendo mejoras en el tema de la seguridad pública por parte del gobierno. Al respecto el gobernador de Limarí, Iván Espinoza, declara que, “la seguridad pública es un asunto de todos y muy sentido por la comunidad. Por lo mismo queremos lograr un grado de conciencia transversal de que es en conjunto la forma de enfrentar estas problemáticas”.

Graves episodios delictuales están sembrando profunda inquietud en la comuna de Punitaqui. Aquello ha motivado que el alcalde Carlos Araya esté exigiendo al gobierno mayores medidas para enfrentar el tema de la seguridad pública en esa comuna.

Uno de los sucesos que más impactaron, fue el secuestro acontecido el pasado 27 marzo, cuando a plena luz del día, sujetos dispararon a otro en la pierna y secuestraron a una mujer, la cual horas más tarde fue dejada en libertad en el sector de Tierras Blancas, en la comuna de Coquimbo.

Pero eso no es todo, ya que incautaciones de plantación de marihuana parecen ser una constante. A eso se le suma, el descontento de la comunidad en cuanto al tráfico y microtráfico de drogas.

“El narcotráfico y microtráfico en Punitaqui es un hecho. Incautación de marihuana es una constante de todos los años. Hace unos días, hubo disparos y un secuestro a plena luz del día. En Punitaqui están sucediendo situaciones lamentables que tienen a la población insegura”, indica la máxima autoridad de esa comuna.

Norma Bugueño, quien es vecina de Punitaqui centro, señaló su malestar por la seguridad pública, “aquí hay situaciones bien extrañas. Nunca las policías han podido detener la delincuencia. Basta que a Punitaqui lo dejen de lado. Sé a ciencia cierta que el alcalde se la ha jugado por la seguridad, incluso ha gestionado una subcomisaria, pero los vecinos no denuncian. Le pido al Gobierno que se la juegue un poco más”.

Por su parte, otra vecina de esa comuna, Sara Contreras, también tiene un postura crítica, “acá necesitamos más presencia policial, que el Gobierno se preocupe más de Punitaqui, que manden más policías. Hasta cuándo”.

Autoridad comunal ante problemática

Araya critica que el Plan de Seguridad Pública que se lanzó en el primer Gobierno del Presidente, Sebastián Piñera en Punitaqui “no ha servido”.

“Es un plan que se ha prolongado durante los gobiernos venideros pero que lamentablemente no ha dando el ancho y menos el largo. A los municipios se les ha exigido crear Oficinas de Seguridad Pública para ser el nexo entre Gobierno, policías y comunidad, pero es un plan que no entrega recursos a todos, a Punitaqui no. Y una estrategia sin recursos para generar productos y tener profesionales acordes a las necesidades de seguridad, complejizan el trabajo, sobre todo de municipalidades que poseen recursos exiguos”, expresó.

Por otro lado, el edil también hizo un llamado a los vecinos a perder el miedo y a denunciar, “los bajos índices de denuncias por parte de vecinos no permiten tener mayor dotación policial o bien optar por a una subcomisaría de carabineros. Por los mismo, los insto a perder el miedo, es difícil, pero hay que hacerlo y denunciar”.

La máxima autoridad de Punitaqui, enfatizó en la necesidad de revertir la sensación de inseguridad, “como municipio continuaremos golpeando puertas, exigiendo y esperando que haya más descentralización con la inversión en seguridad pública. Espero que el Gobierno reaccione. Lamentablemente a los delincuentes no se les ha terminado la fiesta, siguen bailando y en Punitaqui queremos apagarle la música y la luz”.

Respuesta Gobierno

Frente a las palabras del alcalde de Punitaqui, el gobernador de la provincia de Limarí, Iván Espinoza, precisó, “reconocemos que existe este problema, que desgraciadamente nos afecta a todas las regiones. Particularmente lo que estamos haciendo, es ejecutar las directrices nacionales para tratar esta situación de seguridad que es un tema central de nuestro Gobierno. Apuntamos a los factores que implican mayor riesgo de delitos, desde los escenarios urbanos, la política social y el consumo de alcohol y drogas. Esto se complementa con el deber del estado de detectar y sancionar a los autores de delitos y entre ellos consideramos muy graves los robos y el tráfico de drogas”.

En la misma línea, añadió, “estamos valorando y potenciando la acción de nuestros policías, modernizándolos y aumentando el contingente en la provincia de Limarí con cerca de 500 carabineros en la zona y hemos observado en los dos últimos stop de carabineros constantemente disminución gradual de los índices delictuales”.

Espinoza además aclaró que en base a un diagnóstico provincial  obtenido realizando diversas reuniones con diferentes organizaciones sociales, como juntas de vecinos, comunidades agrícolas, agrupaciones de comercio,  se ha, “detectado que los esfuerzos en la seguridad están desvinculados del trabajo de institucionalidad fuerzas de orden”.

Frente a eso, contó, “hemos impulsado un plan piloto de seguridad en que hemos estado coordinando para la integración de los trabajos con todos los estamentos involucrados: Carabineros, PDI, Fiscalía y Gobernación. Estamos realizando intervenciones territoriales que hemos comenzado con el municipio de Ovalle y que gradualmente se realizarán en todas las comunas de provincia de Limarí. Estamos integrando a las fuerzas civiles y de orden público, apuntamos a un trabajo conjunto para enfrentar a la delincuencia y dedicamos más de la mitad de nuestros esfuerzos como Gobernación en atacar esta problemática”.

Sobre la primera fase del plan piloto mencionó, “estamos enfocados en informar a la ciudadanía de la manera efectiva de realizar denuncias con el fin de que las policías puedan recabar los antecedentes y fiscalía pueda investigar los delitos con mejores evidencias. Carabineros constantemente está realizando un trabajo directo con la comunidad y en el caso de Punitaqui estableceremos a la brevedad un trabajo con todos organismos de seguridad, municipio y nuestra Gobernación ante estas contingencias de las cuales estamos al tanto”.

La máxima autoridad concluyó diciendo, “la seguridad pública es un asunto de todos y muy sentido por la comunidad. Por lo mismo queremos lograr un grado de conciencia transversal de que es en conjunto la forma de enfrentar estas problemáticas”.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

X