• La sede y Casa del Deportista de Deportivo Ovalle, se ubica en calle Tangue, a escasos pasos de la intersección con Miguel Aguirre.
Antisociales quebraron vidrios de la mampara e ingresaron directamente al comedor, desde donde se llevaron el televisor de un jugador.

Una noche de terror tuvieron dos jugadores del equipo limarino que milita en la Tercera B, Club Social y Deportivo Ovalle. Y es que mientras se encontraban durmiendo en la sede y también Casa del Deportista, un número indeterminado de antisociales ingresó hasta el recinto. Al escuchar furibundos golpes y pasos, los futbolistas hicieron el respectivo llamado a Carabineros. Todo, a eso de las 02.00 horas de la madrugada. Por suerte, ningún elemento del autodenominado ‘Equipo de la Gente’ resultó herido. Sólo tuvieron que lidiar con el susto de escuchar a desconocidos en las inmediaciones de su hogar deportivo. Los ladrones lograron sustraer un televisor que pertenecía a Brayan Valdivia, el portero que producto de las lesiones no ha visto acción en el campo de juego durante lo que va del año. Al enterarse de lo sucedido, el estratega del CSDO, Juan Carlos Ahumada, se trasladó hasta la vivienda ubicada en calle Tangue, para apoyar a sus pupilos en la consignación de la denuncia. Al respecto, el director técnico señaló que “robarle a deportistas, a nosotros, un Club que nació pobre pero honrado, robarle a Brayan que lleva un año lesionado, que realizó actividades a beneficio para costear su operación, me da impotencia. Pudieron haberle causado daño a nuestros jugadores, esa es mi rabia mayor”.A su vez, el presidente de los ‘Nuevos Verdes del Limarí’, Rodolfo Soto, detalló que “se hizo el conteo y sólo se llevaron el televisor. Los Ladrones pensaban que la sede estaba sola, por eso ingresaron. Cuando los chicos salieron, alcanzaron a ver a dos personas corriendo”.  En relación a las medidas por adquirir, el ex arquero de Deportes Ovalle sentenció que “tomaremos todas las que se nos permitan para evitar estos casos. Vamos a cambiar cerradura, puerta y ratificar que siempre esté todo cerrado. También está la opción de contratar alguna alarma”. “Cuando ellos sintieron a los sujetos, metieron bulla para que éstos no pasaran a las habitaciones, podían estar armados. Después, se hicieron los llamados y se tomaron las precauciones correspondientes; pero están bien, tranquilos, gracias a Dios no pasó a mayores”, comentó en relación al estado de los directamente involucrados. Por supuesto, Club Social y Deportivo Ovalle repudió el acto vandálico del que fueron víctima. Asimismo, hizo un llamado a la comunidad a entregar cualquier información de utilidad para dar con el paradero de los responsables. La buena noticia, es que la escuadra ovallina recibió materiales por parte de Empresas Dabed para reparar las instalaciones dañadas por medio del robo. 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...
X