Crédito fotografía: 
Leonel Pizarro
El pasado 16 de enero los brigadistas de Conaf de Bíobio y La Araucanía comenzaron un paro indefinido que busca mejorar sus condiciones laborales.

Como una forma de brindar apoyo a sus compañeros del sur y además para levantar sus propias demandas es que los brigadistas de la Corporación Nacional Forestal ( Conaf) Ovalle decidieron adherirse al paro nacional iniciado el pasado 16 de enero por quienes combaten incendios forestales en Bíobio y La Araucanía.

Carlos Daza, combatiente de Conaf Ovalle señaló que “el paro es en apoyo a las brigadas del sur, porque conocemos las condiciones con las que trabajan, que son similares a las de nosotros”.

“Como estamos en sequía, no podemos dejar que la vegetación se queme así que sí o sí vamos a ir a los incendios” Carlos Daza, brigadista Conaf Ovalle

Daza informó que si bien se trata de un paro de carácter indefinido seguirán acudiendo a las emergencias en la Provincia de Limarí. “Primero íbamos a evaluar el incendio y si había riesgo de casa íbamos a ir, pero, como estamos en sequía, no podemos dejar que la vegetación se queme así que sí o sí vamos a ir a los incendios” explicando que las otras funciones de la brigada están suspendidas “nuestro paro es con las actividades dentro de la brigada, por ejemplo la salida a patrullaje y todo lo que tenga que ver con las actividades dentro de la base”.

LAS DEMANDAS

Además del apoyo brindado a las brigadas del sur, Daza sostuvo que tienen sus propias demandas, “nos queríamos colgar de eso para pedir también mejoras en nuestras condiciones laborales, ya que, actualmente arrendamos una casa, donde deben permanecer 15 personas, que somos las que participamos en la brigada, el espacio no es suficiente y se torna incómodo”, manifestó.

 Aparte de lo anterior solicitan mejores equipos para combatir las llamas y aumentos salariales, “mejores sueldos, mejores equipos, elementos de protección personal ya que lo que nos entregan no son los adecuados para el combate de incendios”.

Daniel Navea, quien trabaja desde hace siete temporadas en Conaf, tres de ellas como brigadista en Ovalle, añadió que su trabajo es realmente riesgoso, por lo que consideran que mejorar sus sueldos y equipos es necesario. “Nosotros tenemos el deber de controlar y extinguir el incendio forestal estando a centímetros de las llamas, usamos herramientas, también tenemos equipos de agua y ahí podemos controlar el avance del fuego y luego extinguirlo. Los riesgos son muchos, sofocación, quemaduras, caídas de árboles, por eso queremos mejores sueldos, por el riesgo en el trabajo y mejores equipos para combatir el incendio de mejor manera”, indicó el joven.

Es importante mencionar que el pasado jueves 16 de enero más de 300 brigadistas de la Conaf de la Región del Biobío iniciaron un paro indefinido para exigir aumento de salarios y mejores condiciones laborales, mientras que el viernes 17 más de 200 brigadistas de La Araucanía adhirieron al paro, en un lugar con continuos focos de incendios.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Máster Gratuito en Marketing Digital