Crédito fotografía: 
Leonel Pizarro
Los niños que participan en las actividades vacacionales en el colegio Oscar Araya Molina, tuvieron una tarde refrescante en la pileta del “crucero del amor” en su segundo día de actividades

El calor obliga a buscar actividades refrescantes con las que el verano sea una época para disfrutar y no para sufrir por las altas temperaturas. Así lo han entendido los monitores del Centro de Atención para Hijos de Madres Temporeras, o programa vacacional que funciona en la provincia que atiende a familias que laboran.

Durante la tarde de este martes, y en su segundo día de actividades, unos 50 niños de diferentes edades paliaron el calor con los refrescantes chorros de agua del “crucero del Amor” en la Villa Los Naranjos.

Con la mirada atenta de sus monitores y cuidadores, los chicos gozaron la tarde en la pileta central y en la triangular, ante la curiosidad de los conductores y vecinos que sonreían ante la poco usual escena.

Uno de los monitores de la actividad, Oscar Valenzuela, indicó a El Ovallino, que el objetivo es lograr que los participantes disfruten al máximo su verano con las actividades propuestas.

“Son actividades recreativas y vacacionales, lo que buscamos acá es que los niños tengan la opción y la alternativa para disfrutar el verano, así los niños vienen a entretenerse, a pasarla bien, y a disfrutar de actividades diferentes”, explicó.

En la provincia del Limarí funciona en dos sedes, una en Sotaquí y la otra en el colegio Oscar Araya Molina de Ovalle.

“La mayoría son niños de diferentes escuelas y de diferentes partes de la ciudad, hay varios de la parte baja, de la parte alta, hay chicos de diferentes nacionalidades, y la idea es que vienen a compartir durante un mes de actividades vacacionales y a aprender a trabajar en equipo, y a conocer diferentes lugares de la ciudad”.

El horario del programa es de 8.00 a 17.00 horas de lunes a viernes. Comenzaron sus labores el lunes 13 de enero y terminarán el 11 de febrero con una actividad en la que recibirán la visita de todos los centros de atención de la región.

“En las mañanas hacemos actividades recreativas con juegos de actividad física, juegos de mesa, juegos cognitivos, actividades en equipo, y en las tardes hacemos paseos, salidas a terreno, excursiones, caminatas, actividades acuáticas, porque no podemos tenerlos todo el tiempo en el colegio, la idea es que la pasen súper bien”.

Los monitores pertenecen al Instituto Nacional de Deportes, al Ministerio de Desarrollo Social y al Instituto Nacional de la Juventud con el apoyo de la Municipalidad de Ovalle. Son 60 cupos, aunque hasta ahora hay 55 chicos inscritos, 

El cierre será en el Estadio Diaguita con los niños de los diferentes centros de la región.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Máster Gratuito en Marketing Digital