Crédito fotografía: 
Rodolfo Pizarro
Seremía de Salud inspeccionó carnicerías y supermercados, observando que carnes blancas y rojas estuvieran adecuadas para su venta al público. Infraccionó a dos de ellas.

Una de las grandes protagonistas para las Fiestas Patrias venideras es la carne. El consumo de esta proteína aumenta para septiembre en forma exponencial, ya que lo hace en un 50% en comparación a los restantes meses del año, de acuerdo a las cifras de las plantas faenadoras del país. Por lo anterior, la seremía de Salud, acompañados por Carabineros, comenzaron a fiscalizar los distintos locales de comercialización, elaboración y consumo de este alimento.

Personal fiscalizador de la entidad gubernamental recorrió distintas carnicerías y supermercados de la ciudad de Ovalle, con la finalidad de determinar el origen y procedencia de las carnes, además de que este tipo de alimentos se encontrara en óptimas condiciones de venta.

 “De acuerdo a las instrucciones del seremi, se está implementando un programa de fiscalización que abarca varios ámbitos, aspectos sanitarios, ambientales, lugares de elaboración, fondas, ferias, comercio ambulante, para minimizar riesgos que las personas enfermen ante situaciones anormales. Dentro de esto, se encuentra la inspección de carnicería”, dijo Francisco González, encargado de la oficina Ovalle de la seremi de Salud región de Coquimbo.

Y en ese recorrido por los lugares de venta, tanto en el centro de la ciudad como en poblaciones, la autoridad inspeccionó cada uno de los sitios, observando la procedencia de la carne, los respectivos sellos y autorizaciones, además de medir la temperatura, textura, color, aroma y la correcta manipulación de los productos.

Fue así como se cursaron dos infracciones por carecer de certificado de decomiso de matadero y los respectivos certificados de veterinario, en la cual la autoridad decomisó dos corderos y 11 kilos de esta misma carne. Un aspecto complejo para las pequeñas carnicerías, quienes deben enviar sus productos al único matadero existente entre las provincias de Elqui y Limarí, que se sitúa en Coquimbo. Además del costo en el matadero, deben transportar el animal faenado en un vehículo especialmente acondicionado, lo que encarece su proceso, siendo poco rentable. De igual forma, la autoridad cursó las respectivas amonestaciones.

“La finalidad es ver la certificación de las carnes, quien la autoridad inspecciona que los productos no pierdan la cadena de frío para su manutención y mantengan un buen producto. Es una fiscalización sorpresiva, sobre todo ahora que se vienen las Fiestas Patrias”, sostuvo el suboficial mayor Dino Contreras, de la oficina comunitaria de Carabineros.

Con todo, la autoridad recomienda a los consumidores comprar en locales establecidos.

“En líneas generales, es que compren en lugares establecidos, que cuente con la autorización respectiva. Que el producto llegue de mataderos autorizados, y que los productos estén frescos, en vitrinas bien acondicionadas, olor, textura y sabor de la carne”, agregó González.

Para el jefe de local Carnes Santa Ana, Robert Alejandro Ariza, las fiscalizaciones los ayudan a mejorar.

“La idea es cumplir con lo requerido, entregar un buen producto al cliente, que se sienta satisfecho por la atención y por el producto que estamos vendiendo. Estas fiscalizaciones son buenas para saber los aspectos positivos y negativos de esto, porque se aprende y estanos pendientes de entregar productos de calidad”, dijo, mientras que los clientes pusieron nota positiva a las inspecciones.

“Me parece muy bueno, porque así los clientes podemos comprar más tranquilos y solo fijarnos en los precios, aunque me gustaría que estuvieran más bajos”, sostuvo Soledad Pérez, quien se abastecía para las Fiestas Patrias.

RECOMENDACIONES

Los especialistas en carnes entregaron algunos recomendaciones para los clientes a la hora de comprar carnes rojas y blancas.

La limpieza del local higiene, es clave –aseguran- ya que es la primera impresión de los clientes. La atención debe estar acorde, donde los vendedores debieran recomendar y orientar al cliente por adquirir el corte que ellos necesitan. En cuanto al aspecto de la carne, esta debe ser rosada, poner atención en el olor, textura, temperatura; y en el caso del pollo, que el hueso no esté negro.

Por su parte, la autoridad sanitaria llamó a comprar en lugares establecidos, que cuenten con sus patentes al día y que el estado de la carne sea el óptimo, para que estas Fiestas Patrias no se conviertan en un dolor de cabeza.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

X