Crédito fotografía: 
El Ovallino
Los cloradores son un equipo vital para las zonas rurales, que necesitan contar con equipamiento adecuado para enfrentar la actual crisis hídrica y beneficiar a más de 43 mil usuarios de toda la región.

Ante la emergencia hídrica y para responder a las demandas inmediatas de las zonas rurales, se destinaron recientemente más de $156 millones para ejecutar el proyecto “Cloradores para los APR de la región para entregar un mejor servicio en la crisis hídrica”, llevado adelante por la Asociación Gremial de Servicios de Agua Potable Rural de la provincia del Limarí.

“La iniciativa permite que, en las tres provincias de la región, se pueda contar con equipamiento adecuado para enfrentar la actual crisis hídrica, que ha golpeado especialmente a los sectores rurales, donde es vital para el consumo humano y animal, familias que se encuentran constituidas especialmente por adultos mayores vulnerables, niñas y niños”, aseguró la gobernadora Krist Naranjo.

Para el presidente de la Asociación Gremial APR de la provincia del Limarí, Luis Alfaro, “los cloradores juegan una función importante para hacer potable el agua y son instrumentos que se echan a perder frecuentemente, lo que provoca que no se entrega agua bajo las normas sanitarias y pone en peligro la salud de nuestros habitantes. Entonces, esta idea nació con la gobernadora en una reunión que tuvimos las tres provincias y nos entregaron este fondo para los más de 190 sistemas de APR que representamos”.

El beneficio consiste en la entrega de equipamiento de sistemas de cloración de agua de acuerdo a la información que entreguen las asociaciones gremiales de APR de la región, ayudándolos de acuerdo a la distribución territorial por cantidades de APR por provincia, distribuyéndolos de acuerdo a criterios establecidos por asamblea general y en coordinación con todos los involucrados para beneficiar a quienes más lo necesiten.

El producto es la instalación de un sistema de desinfección con cloro utilizado en los tratamientos de aguas residuales y potables cuyos objetivos son evitar la transmisión de enfermedades y el desarrollo de algas microscópicas que enturbien el agua, siendo el objetivo fundamental el entregar agua de calidad y en excelente estado, y para poder hacerlo, se necesitan diferentes etapas, en las que está el uso de caudalímetros y bombas dosificadoras de cloro, entre otros.

De acuerdo con información entregada por el MOP, a diciembre de 2020 existen un total de 194 APR en la región, distribuidos de la siguiente forma: 47 APR Elqui con un 24% del total, 95 APR Limarí con un 49% del total y 52 APR Choapa con 27% del total.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

X