Crédito fotografía: 
Cedida
La mañana de este jueves matronas y matrones de la comuna realizaron un paro de advertencia en el Hospital de Ovalle, exigiendo se mantengan sus responsabilidades médicas y administrativas en el Código Sanitario y que no sea aprobado tal cómo está en el proyecto de discusión

En el Hospital de Ovalle laboran poco más de 40 matronas, mientras otras tantas trabajan en los servicios de la Atención Primaria de Salud y otras legaciones. Como todos los profesionales de la salud se rigen por Código Sanitario que actualmente está en proceso de transformación en el congreso nacional, aunque sería una de las áreas que se vería afectada si se aprueba tal instrumento legal así como se despachó desde el Minsal.

Por esa razón y para mostrar su rechazo a cómo se levantó la propuesta, las matronas y matrones de Ovalle realizaron la mañana de este jueves, y en coordinación con distintos capítulos a nivel nacional, un paro de advertencia de 8.00 a 13.00 horas para exigir que sean escuchadas sus propuestas.

Yanitza Zúñiga, Supervisora en la Maternidad en el Hospital de Ovalle y miembro del Colegio de Matronas y Matrones de Chile, explicó a El Ovallino que la protesta, que podría repetirse de manera escalonada en las próximas semanas, intenta resguardar sus funciones y profesionalismo en materia de salud.

“El Código Sanitario regula las funciones de los trabajadores de Salud, desde que se está trabajando una actualización y una modernización del instrumento, se iniciaron mesas de trabajo a nivel nacional con participación de los colegios de diferentes sectores, y se hicieron diversas propuestas. Pero el documento que sacó el Ministerio de Salud para que fuera aprobado en la Cámara de Diputados no considera el trabajo que hizo esta mesa”, criticó la profesional.

Señaló que las matronas y matrones siempre han estado a cargo de la salud sexual y reproductiva de las mujeres en todos los ámbitos, teniendo autonomía en el área fisiológica mientras no exista una patología que deba atender un especialista.

“Nosotros podemos atender, trabajar, indicar y hacer seguimiento de todas las pacientes que están con sus procesos normales. Al presentar alguna patología nosotras trabajamos en equipo con el médico, pero su seguimiento lo atendemos nosotras. Pero en la modificación que envía el Minsal a la Cámara especifica que la matrona no estaría a cargo de la atención de pacientes con patología, ni siquiera como parte del equipo médico, eliminando así algunas de nuestras funciones”, señaló Zúñiga.

Agregó que también las funciones administrativas adheridas a la atención de la salud sexual y reproductiva se verían disminuidas si se llegara a aprobar el reglamento tal como fue despachado desde el Ejecutivo.

“No incluyen en nuestras funciones las gestiones administrativas, que son muchas y muy especializadas. Porque la atención clínica está asociada a la gestión administrativa, y esta última la hacemos nosotros luego de las atenciones a nuestras pacientes, y en eso también nos dejan por fuera”, destacó la profesional, agregando que quien cumpla esa función administrativa tiene que tener el conocimiento de la parte clínica, para evitar equivocaciones críticas.

Posibles acciones

Comentó Zúñiga que esta breve paralización de actividades sería la primera de posiblemente muchas acciones de protesta en los próximos días, según vean la respuesta de las autoridades y de los legisladores.

“Dependiendo de la respuesta de las reuniones que se están gestionando serán nuestras próximas acciones de protesta”, adelantó la profesional.

Apoyo regional

La presidenta regional del gremio, Mónica Rojo, estimó que la modificación al Código Sanitario afecta directamente a las mujeres de nuestro país, eliminando hasta un 70% de todas las actividades que realizan.

“No se va a poder entregar métodos anticonceptivos, hacer atención de climaterio, e incluso, atender a las embarazadas con patologías como hipertensión, diabetes o sobre peso, es muy grave, y nosotros queremos que los parlamentarios de esta zona se comprometan a rechazar este proyecto”.

Incluso tras reunirse con representantes del gremio, la gobernadora regional Krist Naranjo, adelantó que comunicarán acciones que van en apoyo de las profesionales.

 “Creo que no debemos quitarles atribuciones que son positivas para nuestra sociedad en el sector público mismo, donde queremos que la salud siga siendo accesible, oportuna y de calidad. Por eso, vamos a oficiar a el Presidente y a la Cámara de Diputados, solicitando que puedan incorporar sus indicaciones y no se vote este proyecto como está”, señaló Naranjo.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Máster Gratuito en Marketing Digital