Crédito fotografía: 
Cedida
Con todos los gastos colaterales que conlleva un largo tratamiento por cáncer pediátrico, la familia del pequeño Joaquín, decidió rifar una casa de su propiedad en Santa Cristina. Desde la Fundación Padres de Niños Oncológicos presionan para tener una casa de abrigo en la capital, que minimicen los gastos de las familias.

La condición del pequeño Joaquín sigue siendo complicada. Se detectó una lesión en el hígado que requiere de una intervención para extraer muestras para una biopsia, pero para ello se debió posponer el ritmo de las quimioterapias. Lamentablemente no pudo hacerse la intervención en el momento agendado y ahora debe retomar las quimioterapias para ponerse al día y esperar que se pueda realizar la cirugía.

Joaquín Cisterna Tabilo fue diagnosticado en agosto de 2019 con Leucemia Linfoblástica, y se mantiene en tratamiento en la capital.

“Se han perdido varias semanas esperando a cirugía y esperando las quimios. Entonces ahora hay que retomar las quimios para que no avance el cáncer. Pero eso lo determinará el equipo médico. Aunque el pronóstico es complejo, Joaquín no pierde el ánimo y sigue luchando, y toda la familia dándole ánimo y cuidándolo mucho”, explicó a El Ovallino Alberto Tabilo, abuelo del pequeño paciente ovallino.

Nueva fecha de la rifa

La rifa de una casa que ha organizado la familia del pequeño Joaquín para costear los gastos relacionados con la logística que envuelve el tratamiento y la estadía en Santiago de la familia, ha sufrido una modificación en la fecha y en el modo como pensaban hacerla, ya que en modo covid, deben replantearse la actividad tanto por el lugar como por el aforo.

“La rifa la teníamos organizada para el 30 de enero, pero debemos posponerla para el sábado 20 de febrero. Por el momento estamos bajos en la rifa y necesitamos que nos apoyen al menos con el 75% de los tres mil números que tenemos en venta. Se ha vendido al menos la mitad, pero no es suficiente”, señaló.

En cuanto a la actividad en vivo, que será transmitida por el fan page de Diario El Ovallino, señaló que esperan organizar mejor la logística y realizarla en Ovalle en un lugar que reúna las condiciones sanitarias necesarias.

“Queremos pedir disculpas a quienes han comprado su número, pero debemos hacerlo en febrero. Sabemos que muchos están comprando el número para colaborar, lo que no quita que puedan ganarse la casa en el sorteo”.

La casa en cuestión pertenece a la familia desde 1992 y tiene diversas mejoras estructurales. Fue habitada y luego arrendada a otras familias en los últimos años, pero se desocupó con la idea de usarla para costear los gastos relacionados con el tratamiento de Joaquín.

EL Club Deportivo de Santa Cristina ha sido una de las instituciones más activas en cuanto al apoyo logístico para Joaquín. Para comprar los números del sorteo se deberán contactar y solicitar información al +569 9793 0145.

Residencias

Por su parte la Presidenta de la Fundación Padres de Niños Oncológicos, Elena Bolados, destacó que si bien el Estado garantiza el tratamiento gratuito, Vía GES, a los pacientes con cáncer, hay una larga lista de gastos asociados a cada tratamiento que deben necesariamente que costear los familiares.

“En la región tenemos casi 200 niños que están en distintas etapas de tratamiento, desde los que están en tratamiento activo, otros que están en mantención, y los que están en observación una vez al año. Los tratamientos están garantizados para los niños, porque el GES lo cubre, tanto los tratamientos como las operaciones. Pero los papás se tienen que ir a Santiago mínimo seis meses mientras duran los tratamientos, y aunque hay una casa de acogida con muy pocos cupos, es solamente para la mamá y el niño paciente”, destacó Bolados.

Destacó que la mayoría, si no cuentan con familiares de confianza, deben arrendar un departamento cerca del hospital, porque  las casas de acogida son para todos los niños de la zona norte y para diferentes patologías.

“Los papás tienen que arrendar en Santiago, pagando gastos comunes, alimentación, y deben seguir con los gastos de la familia en Ovalle. Ahí es cuando viene el problema, por eso tenemos que hacer rifas, completadas, bingos y actividades financieras de todo tipo. Y en estos tiempos de pandemia ha sido mucho más difícil”, comentó la dirigente social.

Indicó que una propuesta sería tener una casa de acogida más amplia y sólo para los pacientes de la región de Coquimbo, lo que garantizaría una llegada segura y un alivio para el bolsillo de las familias que deben quedarse en la capital por largos períodos.

“Ese es el problema, que tenemos que salir de la región, tenemos que buscar dónde vivir, y estar mínimo seis meses en Santiago. La mayoría de los papás deben de dejar de trabajar, pagando todavía los gastos de su casa de origen, y un sinfín de gastos que involucra el tratamiento. Y la verdad es que no es justo, no es justo que nada esté garantizado para nuestros niños. Desde el momento que salgamos de nuestra región, deberían tener garantizada la comida y el hospedaje”, pero nada de eso es así”, aseguró.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

X