Crédito fotografía: 
Rodolfo Pizarro
Héctor Flores compitió en el certamen continental realizando una gran presentación. Estuvo solo a un plato, incluso, de conseguir un cupo a los Juegos Olímpicos de Tokio.

Fueron sus primeros Juegos Panamericanos y no defraudó. El deportista ovallino Héctor Flores destacó en Lima 2019 y se encumbró entre los mejores especialistas del tiro skeet del continente al finalizar en el quinto puesto, incluso estando muy cerca de clasificar a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

En el Polígono Las Palmas de la capital limeña, el deportista comenzó con el pie derecho su participación panamericana. En la ronda clasificatoria demostró toda su calidad y el tiempo de preparación para competir al más alto nivel en este certamen.

Flores se enfrentó a la ronda clasificatoria del primer día con buenos resultados. El día viernes completó 49 platos rotos, tras marcar 24 y 25 de ellos en las dos rondas iniciales, ubicándose en el tercer lugar de forma momentánea. Un buen comienzo para el ovallino. Posteriormente, el día sábado era el turno de las restantes tres rondas que definirían a los finalistas. Fue así como Flores siguió disparando al más alto nivel y de la misma forma. Su regularidad fue clave, ya que no bajó de los 24 de 25 platos rotos. En las siguientes tres rondas completó 24, 25 y 24 platos, totalizando 122 platos, de un total de 125. Un excelente rendimiento que lo ubica a nivel mundial.

Con este resultado, clasificó en el tercer puesto dentro de los seis mejores de los Panamericanos, rumbo a la final y a disputar una medalla. Entré en el tercer lugar en la clasificación con 122 de 125 platillos.

“Es un score muy bueno a nivel mundial y eso me deja contento”, señaló Héctor Flores a As.com.

Y en esta ronda la pelea se puso difícil, ya que cualquier pequeño error costaría la medalla. En la primera pasada clave disparó 23 de 30 platos, relegándose de la lucha por una medalla.

“La final me dejó con un trago amargo de poder lograr una medalla para mi país, de no poder lograr el cupo olímpico y quedamos a un plato de ese objetivo”, lamentó.

Finalmente, los guarismos indicaron que Flores terminaría en el quinto lugar, a un plato de un cupo olímpico que sería el gran anhelo de Flores.

“Estaba muy ilusionado, el cupo olímpico está ahí, estuve a un plato solamente. Pero son cosas que pasan, así es el deporte y no todos pueden ganar, son solo tres. Hay que seguir adelante, tengo toda la fe que en cualquier momento va a llegar esa oportunidad. Seguiremos trabajando fuerte y como equipo lo estamos haciendo. Hemos formado lazos importantes con Francisca Crovetto Matías Martínez, Jorge Atalah”, agregó.

Esto es solo el comienzo para Flores de lo que puede llegar a lograr en el tiro skeet. Y desde ahora se enfocará en conseguir ese cupo a los Juegos Olímpicos de Tokio. Está muy cerca y demostró en Lima que está en condiciones de pelear ese sitial, donde competirán los mejores exponentes del mundo.

De paso, hizo un llamado al municipio y empresas para que apoyen no solo a él, sino al resto de los deportistas para que puedan competir en instancias internacionales. En el polígono de tiro demostró que está capacitado para representar a Ovalle y a Chile en instancias internacionales.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

X