Crédito fotografía: 
El Ovallino
Los dirigentes de la locomoción colectiva solicitaron esta medida a la división de infraestructura y transporte del Gobierno Regional, quien se encuentra analizando la propuesta. En la reunión, en la cual también estuvo presente el Seremi de Transporte y el director de tránsito municipal, se analizaron otras medidas a corto, mediano y largo plazo para la movilidad en la ciudad.

Por Luciano Alday Villalobos / Ovalle

 

El gremio de la locomoción colectiva constantemente ha manifestado su preocupación por el aumento de congestión vehicular en las principales calles del centro de Ovalle.

Es en este contexto que sus dirigentes se reunieron con la división de infraestructura y transporte del Gobierno Regional, el Seremi de Transporte Juan Fuentes y el director de tránsito de la Municipalidad de Ovalle David Farías, para analizar propuestas.

La principal propuesta de la jornada fue la implementación de una restricción vehicular, la que el gremio ya ha aplicado por cuenta propia de forma interna, “nosotros tenemos esta restricción voluntaria, la llevamos desde el 2003, casi 20 años con esto, pero debe quedar claro que no es porque hayan muchos colectivos, sino porque tratamos de colaborar para aliviar los tacos. Ayer se conversaba que en avenida Ariztía el 82% de los vehículos son particulares, contra un 17% de locomoción colectiva, eso da entender que el problema no lo generamos nosotros”, puntualizó Pinto.

Al respecto, el Seremi de Transporte, Juan Fuentes, señaló que “esto hoy día está en evaluación por parte de la división de transporte e infraestructura del Gobierno Regional, analizamos la justificación de esta medida y la eventual aplicación parcial, pero todo esto se definirá por parte del Gobierno Regional”.

Desde la institución aludida explicaron que no se cierran a esta posibilidad, pero que se deben analizar diferentes factores para tomar la decisión, “desde mayo del 2021 a nosotros como Gobierno Regional nos transfirieron la competencia desde el ministerio de transporte de prohibir por causas justificadas la circulación de ciertos vehículos por las vías públicas. Anteriormente, era el ministerio de transporte el que estaba a cargo de suspender las calles por algún tipo de actividad y ahora es el GORE que tiene esa facultad”, comenzaron explicando.

“Cuando la división de infraestructura y transporte del GORE revisó los antecedentes, hizo una evaluación y encontraron que no estaban todos los antecedentes necesarios para poder inferir de que la restricción vehicular podía disminuir los problemas de congestión, que se identifica como parte de las problemáticas de la comuna. Esta respuesta aún está en evaluación porque este es un primer análisis que se hizo (el que no estaban los antecedentes técnicos). Entonces, lo que se hizo fue generar coordinación con el ministerio de transporte, el municipio y los gremios, para recoger finalmente los problemas que tenían y ver cómo coordinar estas mejoras para que pudiesen operar los taxis y colectivos sin una necesidad de autorregulación. De igual forma, producto de la reunión de ayer, el GORE está recogiendo la solicitud que el gremio está planteando, pero la idea es evaluarla nuevamente. La respuesta oficial será la próxima semana”, concluyeron.

 

Otras propuestas

 

El presidente de la Federación de Taxis y Colectivos de Ovalle, Cristian Pinto, comentó a Diario El Ovallino otras de las propuestas del gremio, estas a corto o mediano plazo.

“Solicitamos que los semáforos puedan estar sincronizados, porque después de los movimientos sociales no quedaron sincronizados, por ejemplo en calle Maestranza se genera un taco enorme, ahí hay un semáforo que si te da verde te encuentras el semáforo para cruzar a Libertad en rojo”, explicó el dirigente.

“También queremos la posibilidad de sacar los estacionamientos del centro para darle un flujo más constante a los vehículos”, añadió.

Al igual que la restricción vehicular, esta solicitud también espera respuesta por parte de las autoridades, “ojalá a corto plazo nos volvamos a reunir y que esto no quede en una conversación o palabras de buena crianza, ojalá hayan algunas cosas que se puedan concretar antes de marzo, cuando empiece el ajetreo por el tema de los colegios”, señaló Pinto.

 

Cambio de mentalidad

 

El director de tránsito de la Municipalidad de Ovalle, David Farías, explicó que la reunión también sirvió para proyectar el crecimiento de la ciudad, “la idea es generar un comportamiento vial acorde al estándar de capital provincial, respetando la señalización, cumpliendo sus rutas, horarios y dar fluidez a la limitada red vial. Estas instancias apuntan al cambio de mentalidad de ciudad mediana a ciudad capital provincial, la cual aumenta su población por ser un centro de abastecimiento, trámites, bancos y recreación. Dentro de los objetivos está la redefinición de las rutas y colaborar con la fluidez de las vías”, señaló.

En la misma línea, el presidente de los conductores, Cristian Pinto, declaró que “queremos apuntar a Ovalle a unos 50 años, para que la ciudad se transforme en una real capital provincial”.

En este contexto pone sus esperanzas en la labor y voluntad de las autoridades, “el director de tránsito es nuevo y se le ve con ganas de hacer hartas cosas, se puede decir que hablamos el mismo idioma, queremos proyectar la ciudad a largo plazo. La gente del Gobierno Regional tiene todas las ganas de trabajar, ojalá tengan la fuerza para tomar decisiones que a veces no sean muy bien acogidas por algún sector, hay que apuntar al bien mayor”, concluyó.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Máster Gratuito en Marketing Digital