Crédito fotografía: 
Cedida
Tras los constantes problemas con el sistema, vecinos del sector estarían próximos a solucionar los colapsos del desagüe gracias al proyecto que hoy se encuentra en manos de la Subdere. Al menos 211 millones de pesos serán invertidos en un nuevo sistema de alcantarillado y la instalación de una planta de tratamiento de aguas servidas.

Los vecinos de Sol del Pacífico en Talhuén ya han perdido la cuenta del tiempo que llevan con serios problemas en el sistema de alcantarillado que afecta al sector. Desde hace varios meses los continuos colapsos en el desagüe han provocado que los propietarios teman frente al riesgo que corren al exponerse al contacto con las aguas servidas.

Las incomodidades que les genera el foco de infección son varias, “el problema es que abajo está el canal de regadío y se pueden contaminar las aguas. También por ese lado de la calle transitan niños que van a la escuela”, comenta Ricardo Pizarro vecino afectado.

Tras toda esta problemática que persiste hasta el día hoy, Ricardo Alfaro, presidente de la junta de vecinos de la población Sol del Pacífico, indicó que esta situación ya no tiene remedio, “mejorar va a ser difícil. Lo que hemos logrado destapar, encontramos muchas raíces dentro de los tubos, por lo tanto, mejoras no creo que hayan de inmediato. Los alcantarillados ya no dan más, no dan abasto”, enfatizó el dirigente.

De esta forma, el secretario de Planificación del municipio de Ovalle, Héctor Vega señaló que el proyecto que espera mejorar la calidad de vida de la comunidad de la población Sol del Pacífico de Talhuén, está a espera de la confirmación de la Secretaría de Desarrollo Regional para comenzar la construcción de un sistema de alcantarillado. “Efectivamente el municipio de Ovalle elaboró un proyecto, el cual ingresamos a la plataforma de la Subdere. Hasta el momento lleva 39 días en proceso de revisión, por lo que estamos a la espera de que la tramitación se realice en el corto plazo, para posteriormente ser financiado y proceder a su ejecución”.

A respecto, el funcionario municipal explicó que este propósito espera cambiar de manera definitiva las instalaciones del sistema, donde incluso ya se encuentra a disposición el sitio para la instalación de la planta.  “Este proyecto, que tiene un costo de 211 millones de pesos,  incluye un sistema de alcantarillado nuevo y la instalación de una planta de tratamiento de aguas servidas, a lo que se suma la compra de un terreno que servirá para la instalación de dicha planta, lo que significó una inversión municipal de 18 millones de pesos”.

Recordemos que la instalación del actual alcantarillado, según explica el municipio, corresponde a un sistema privado y que a pesar de ello la municipalidad colabora con la labores de limpieza y destape de tuberías. “Como municipio siempre hemos estado dispuesto a ayudar y ya han ido camiones limpia fosas y cuadrillas municipales a hacer un proceso de limpieza con varillas”, explicó en una oportunidad en el diario El Ovallino, Héctor Vega, secretario de Planificación de Ovalle.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

X