Crédito fotografía: 
Referencial
Ante el aumento de casos de VIG, desde la Oficina de la Mujer de la Municipalidad buscan potenciar las habilidades y el empoderamiento económico de las mujeres de la comuna.

 

Por Romina Onel / Río Hurtado

 

Desde hace un tiempo en la comuna de Río Hurtado se ha registrado un aumento en los casos de Violencia Intrafamiliar (VIF) y lesiones graves y otros, ya que según lo informado desde la oficina de desarrollo comunitario de la Municipalidad de Río Hurtado, durante el año 2020 hubo 17 casos, y el año 2021 se registraron 23 casos, lo que se traduce en un aumento de aproximadamente un 26%. Si bien no aportaron cifras de eta año, las mismas no distarían mucho de esa tendencia.

Debido a esto, la alcaldesa de Río Hurtado, Carmen Juana Olivares aseguró que “decidimos conformar la oficina de la mujer, debido a que en nuestra comuna hay mucha violencia de género y porque queremos empoderar a las mujeres de nuestra comuna en diversos temas”.

En el marco de esto, la alcaldesa explicó que “implementamos la iniciativa Mujer y Desarrollo, que consiste en talleres mensuales, que se imparten en diferentes puntos de la comuna. Partimos en julio en conjunto con el Cesfam, enfocándonos en el cuidado de las enfermedades que afectan a las mujeres y ahora estamos viendo temas de fomento productivo, para potenciar el desarrollo de habilidades y la libertad económica de las mujeres de Río Hurtado”.

Olivares también argumentó que “tenemos una dedicación especial hacia las mujeres, porque muchas de ellas son las que sostienen sus hogares y porque generalmente son quienes se encargan de cuidar a sus padres, por eso, nuestro propósito es dar respuesta a sus necesidades, en relación al turismo y a otros servicios que podamos prestar, ayudando a frenar así el proceso de migración de nuestra comuna”.

 

Problemática latente

 

La oficina de la mujer comenzó a funcionar desde febrero del 2022, al alero de la oficina de desarrollo comunitario de la Municipalidad de Río Hurtado, cuya directora, Claudia Carmona opinó al respecto que “teníamos una gran necesidad de tener una instancia enfocada netamente en las necesidades y problemáticas de las mujeres, de manera de buscar nuevas alternativas de empoderamiento”.

Sumado a esto, Carmona manifestó que el objetivo es apoyar a las mujeres para que mejoren sus condiciones de vida, fortaleciendo sus emprendimientos y su desarrollo laboral, ya que la población de la comuna está conformada mayoritariamente por mujeres y que generalmente son ellas quienes sostienen la fuerza laboral.

“La violencia de género es una problemática latente en nuestra comuna, por eso se está trabajando en conjunto a los departamentos de fomento productivo, social y seguridad pública, para levantar cifras, de manera de visualizar esta problemática” y añadió que “hay un trabajo de coordinación con el centro de la mujer Sayen Ovalle, -cuyos psicólogos y abogados nos han apoyado al momento de enfrentar estos casos-, y también hemos estado trabajando con la sargento Contreras de la tercera comisaría”, apuntó.

En cuanto al trabajo realizado por la oficina de la mujer, Carmona detalló que “los talleres Mujer y Desarrollo se darán todos los meses y tratarán distintas temáticas. Este mes estamos trabajando temas de fomento productivo, por eso invitamos a emprendedoras y a mujeres que quieren emprender, a charlas con profesionales del Servicio de Cooperación Técnica (SERCOTEC) y con la coach Marcela Carvajal, y el próximo mes, veremos tuición, pensión de alimentos y violencia intrafamiliar”.

Asimismo, Carmona relató que “se está haciendo un trabajo conjunto entre la oficina de la mujer, la oficina del adulto mayor y con seguridad pública, para la implementación de alarmas comunitarias en sectores vulnerables”.

 

Visibilizar la violencia

 

Por su parte, la coordinadora del centro de la mujer Sayen Ovalle, Alejandra Pozo, también se refirió a este tema y señaló que “en el caso de Río Hurtado, el apoyo que brindamos consiste en análisis de casos que ameriten evaluación y en acoger todas las derivaciones que nos remitan”.

Pozo también aseguró que “hasta hace algún tiempo las cifras de denuncia por VIF en Río Hurtado eran muy bajas, pero eso también es una alerta, porque muchas veces en las comunas rurales se tiende a normalizar la violencia de género y por lo tanto no se denuncia, lo que no quiere decir que no ocurra, por eso debemos crear las condiciones para que esto se visibilice, para que las mujeres se atrevan a denunciar” y afirmó que “la apertura de esta oficina es un muy buen acierto, porque se van a poder trabajar temas que por mucho tiempo no se abordaron”.

Con relación a las temáticas de sensibilización, Carmona manifestó que “le pedimos a la comunidad de Río Hurtado y al resto de la provincia, que se informen respecto a la violencia de género y a que pidan ayuda, nosotros brindamos apoyo psicológico, social y legal, para orientar en materias de violencia psicológica, física, sexual y económica, y así cortar con el ciclo de violencia en el que se encuentran insertas muchas mujeres”.-

 

 

Apoyo en toda la provincia

El centro Sayen es una entidad que pertenece por convenio al Servicio Nacional de la Mujer y Equidad de Género (SernamEG) y a la Municipalidad de Ovalle, cuya cobertura se extiende a toda la provincia del Limarí. Sus oficinas se encuentran en calle Tangue 365, Ovalle y abren desde las 9 a las 18 horas. El teléfono fijo es el 53621542 y el correo es el centrodelamujerovalle@gmail.com.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...