• Con la instalación de la estación meteorológica en Combarbalá, los productores de la zona podrán contar con datos in situ del clima para planificar su producción.
A través de la instalación de una estación climática se pretende monitorear la acumulación de unidades de calor y frío de los cultivos, así como calcular las variaciones de humedad y ayudar a predecir plagas y enfermedades.

Históricamente, los agricultores han dependido directamente de la misma naturaleza para poder desarrollar su actividad, con todas las capacidades y dificultades que ello implica.Por ello, la llegada y aplicación de tecnología en el campo ha significado en gran parte la mejora de las condiciones de la vida de los agricultores, pero sobre todo, ha permitido el impulso y la mejora en las capacidades productivas del agro durante las últimas décadas. Es en ese contexto que, unos 40 agricultores de las localidades de El Durazno, La Invernada y Chépica, de la comuna de Combarbalá, aprovechando los conocimientos que los avances de la ciencia del clima entrega el día de hoy, podrán contar desde ahora con la presencia de una estación meteorológica permanente precisamente, para impulsar su actividad productiva. Y es que este instrumento de última tecnología cuenta con sensores que pueden registrar y almacenar información climática en tiempo real y de forma automática, permitiendo así, el monitoreo de acumulación de unidades de frio y calor en los cultivos, calcular la humedad, predecir plagas y enfermedades, y poder realizar pronósticos de las cosechas, entre otros.Cabe destacar que este proyecto se ubica en una parcela demostrativa, ubicada en la localidad de El Durazno, a unos 50 kilómetros de la capital comunal, y se enmarca en una iniciativa el programa PRODESAL del Instituto de Desarrollo Agropecuario, INDAP, la que además contó con el aporte de recursos del propio municipio combarbalino. En ese lugar, se pretenden llevar a cabo una serie de capacitaciones para que los beneficiados logren el manejo eficiente de los insumos entregados.En ese contexto, el alcalde de Combarbalá, Pedro Castillo, afirmó que “este proyecto es muy relevante para el desarrollo agrícola de la comuna, porque a través de esta parcela demostrativa estamos otorgando mejores capacidades y experiencias que van de la mano del incremento de la productividad y de una economía familiar campesina mucho más robusta”.Por su Por su parte, la agricultora combarbalina y beneficiada con este proyecto, Patricia Cortés, se mostró contenta con la presencia de la estación meteorológica, pues gracias a sus capacidades tecnológicas “será un gran salto que hoy podemos dar en nuestros negocios. Además estamos felices con los talleres que se realizan, pues nos guían para que podamos surgir” comentó.  




Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...









X