Crédito fotografía: 
Archivo
Los recursos, que suman en total, 1.300 millones de pesos, corresponden a la herramienta FAI y al programa SIRSD-S de INDAP, los cuales podrán utilizarse tanto en forma individual como asociativa.

Durante las próximas semanas se dará entrega de más de 640 millones de pesos, destinados a la adquisición de insumos y herramientas silvoagropecuarias que buscan cubrir parte de las necesidades productivas de un total de 5.640 campesinos de la región de Coquimbo.

Con este aporte, denominado Fondo de Apoyo Inicial (FAI), el servicio del Ministerio de Agricultura, a través de INDAP, busca ayudar al desarrollo de pequeños productores y así posibilitar que aumenten sus ingresos y con ello contribuir a que mejoren su calidad de vida, quienes en esta oportunidad de forma individual recibirán un monto aproximado de 115 mil pesos.

Quienes podrán acceder al FAI serán los usuarios de los programas PADIS y PRODESAL, los que son ejecutados por el INDAP en convenio con las 15 municipalidades de la región de Coquimbo.

En ese sentido, la provincia del Limarí será el territorio más beneficiado con los recursos entregados, que se traducirán en una inversión de más de 240 millones de pesos, beneficiando a un total de 2.126 personas.

Seguido al Limarí, viene el Choapa, con una inversión de 228 millones de pesos y Elqui con 171 millones de pesos.

Al respecto, el seremi de Agricultura, Rodrigo Órdenes, hace hincapié en que estos incentivos son fundamentales para que la agricultura familiar campesina pueda enfrentar de forma óptima la temporada otoño – invierno. “Vamos a hacer entrega de estos recursos en las fechas donde más necesita ayuda el mundo rural. Sabemos que es difícil para ellos enfrentar, por ejemplo, las bajas temperaturas u otras inclemencias climáticas posibles de producirse durante esta temporada y que causen algún tipo de daño a sus producciones o animales” aseguró.

Por su parte, la intendenta Lucía Pinto, afirmó que “hemos puesto a disposición una serie de recursos y herramientas para mantener su estabilidad y crecimiento que constantemente es amenazado por causa de diversos fenómenos climáticos que afectan nuestra región. En esta oportunidad se hará entrega de un capital de trabajo, que se traduce en un respaldo para enfrentar los meses de invierno, para que puedan estar mejor preparados y disminuyan los riesgos en su actividad productiva”, señaló.

Por su parte, el director regional del INDAP, José Sepúlveda, resaltó que “como institución sabemos que somos una región donde gran parte de nuestra economía se basa en el trabajo silvoagropecuario. Es por eso que queremos contribuir al crecimiento de cada uno de los trabajadores que se desempeñan en estas áreas”.

Además, la autoridad puntualiza que los recursos podrán utilizarse tanto en forma individual como asociativa. De hecho, para el primer caso se encuentran los fertilizantes, pesticidas, plástico y cintas de riego, y para la compra grupal pueden ser comida de alfalfa, vacunas o antiparasitarios para los operativos veterinarios, entre otros productos.

RECUPERAR LOS SUELOS

Cabe señalar que otra iniciativa que busca potenciar la labor de los pequeños campesinos -usuarios de INDAP- son los recursos que se otorgarán a través del Programa Sistema de Incentivos para la Sustentabilidad Agroambiental de los Suelos Agropecuarios (SIRSD-S), herramienta que busca recuperar los suelos agropecuarios degradados, así como mantener aquellos que ya fueron recuperados.

De esta forma, para este año 2019 son cerca de 670 millones de pesos los que el INDAP destinará para la cofinanciación de proyectos, destinados a 282 usuarios. Nuevamente, la provincia del Limarí será la más beneficiada: 161 personas.

“Es de vital importancia para nuestro ministerio disponer de recursos destinados a la recuperación de suelos que se encuentran en condición de degradados, por un lado, rescatar su productividad y por otro mantener el nivel de mejoramiento, con el objetivo de continuar apoyando la actividad agrícola que se desarrolla día a día en la zona”, manifestó el titular regional de la cartera, Rodrigo Órdenes.    

El director regional de INDAP, José Sepúlveda, señaló que el reiteró que el programa “está enfocado a recuperar el potencial productivo de los suelos agropecuarios degradados y mantener los niveles de mejoramiento alcanzados en los predios de la agricultura familiar campesina”.

De esta manera los recursos dispuestos, sumando los recursos FAI y SIRSD-S, ascienden a  1.300 millones de pesos.




Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...









X