• Delegaciones de Monte Patria y Calingasta se encontraron este sábado en el hito fronterizo que marca el límite chileno-argentino en el paso La Chapetona.
  • El alcalde de Monte Patria, Camilo Ossandón y el intendente de Calingasta, Jorge Castañeda, se abrazaron como sinónimo de integración.
Con esta actividad se intenta poner de relieve la importancia de este cruce fronterizo ubicado en la Provincia del Limarí, como un paso complementario al de Agua Negra, en territorio elquino.

Como un “hecho histórico y trascendente” en las relaciones entre la región de Coquimbo y la provincia de San Juan, en Argentina, fue calificado el encuentro que este sábado tuvieron delegaciones de la comuna de Monte Patria - encabezado por su alcalde Camilo Ossandón y el gobernador del Limarí, Wladimir Pleticosic – y autoridades regionales, con personalidades del Departamento de Calingasta, encabezado por su intendente, Jorge Castañeda.

El lugar escogido para dicho encuentro fue el límite chileno-argentino en el Paso La Chapetona, ocasión que sirvió además para impulsar la apertura en el mediano plazo de este cruce fronterizo, iniciativa que rescató y lleva adelante el propio edil montepatrino y que incluso, lo llevó a plantearlo en el reciente Comité Binacional del Paso Agua Negra.

Y es que la idea principal de la máxima autoridad comunal de Monte Patria, es perfilar el paso La Chapetona como un paso complementario al futuro Túnel de Agua Negra., descartando cualquier competencia con el cruce ubicado en la provincia del Elqui.

“Hemos sido parte de un proceso histórico, el cual une a ambos países a través de este ruta que es La Chapetona. Calingasta y Monte Patria se han comprometido, y a pesar de lo difícil que ha sido, nos hemos juntado acá, en el hito fronterizo, para poder conmemorar nuestro compromiso, el cual pretende abrir este camino” comentó el alcalde Ossandón.

Al respecto, el edil afirmó que, en la medida en que sea posible, se pueda contar con el paso abierto ya para el mes de febrero o marzo del próximo año, con el fin de poder impulsar actividades como el turismo, el intercambio cultural y la actividad comercial.

“En estos cinco meses hemos conseguido bastantes avances (…) y esperamos que durante los próximos meses tener anuncios respecto a Obras Públicas, lo cual implica tener un estudio de prefactibilidad de la ruta” indicó Ossandón.

En tanto, su par argentino, Jorge Castañeda, si bien fue algo más cauto en relación al tiempo en que podría estar abierto este paso, de todas formas, reiteró su compromiso en pos de lograr dicho objetivo.

“El paso que nos hemos propuesto con el alcalde Ossandón es uno de los más difíciles. Para la próxima temporada no sé si lo vamos a poder lograr, pero vamos a trabajar muchísimo para eso, que es poder lograr abrir el paso, aunque sea para excursiones 4x4, durante dos o tres meses que dura la temporada estival. A partir de ahí nos pondremos otros objetivos en nuestro camino, para ir logrando lo que queremos que es la integración” afirmó la autoridad.

En esa misma línea, el diputado provincial por San Juan, Eduardo Cabello, también presente en la actividad, manifestó su apoyo a la apertura de La Chapetona, enfatizando en la complementariedad que cumpliría este cruce respecto a Agua Negra.

“Tenemos que entender que nuestro países no pueden tener competencias internas, porque al fin y al cabo es el desarrollo de nuestras provincias, el que va a tener tanto a Agua Negra como a La Chapetona. Estamos ayudando a la posibilidad de que mientras se construya uno, nosotros podamos tener abierto La Chapetona” afirmó.

 

AVANZAR EN INTEGRACIÓN

En ese sentido, la seremi de Obras Públicas, Mirtha Meléndez coincidió en apoyar dicha mirada, y rescató las buenas condiciones geográficas que existen en el sector del Paso La Chapetona, con lo que incluso, proyecta que a corto plazo se podría contar con un camino apto para el tránsito.

“Es un paso en que por el lado chileno, el camino está bastante bueno, pero también comprobamos que del lado argentino llegó mucha gente. Lo que quiere decir que también hay una tremenda posibilidad de que se puedan mejorar estos caminos y de la forma en que se está viendo, yo creo que no va a restar más de uno o dos años en que va haber una buena conectividad, y así la región contaría con un segundo paso fronterizo” aseveró la autoridad.

En ese sentido, el gobernador del Limarí, Wladimir Pleticosic, coincidió con la mirada de la seremi, y en la línea de los afirmado por el alcalde Camilo Ossandón, destacó el apoyo que se le está otorgando a esta iniciativa “a través del Ministerio de Obras Públicas, para concretar la posibilidad de poder generar un estudio de factibilidad de este camino con el que pretendemos unir a nuestros dos pueblos, y podamos aprovechar esta oportunidad de desarrollo y progreso”. 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...
X