Crédito fotografía: 
Cedida
Vecinos de la localidad explicaron que los inconvenientes persisten desde el año 2017. La situación genera incertidumbre y malestar en gran parte de la población. Desde la CGE indicaron que el lunes monitorearán mejor el sistema eléctrico

La localidad de Tome Alto viene sufriendo serios problemas debido a variaciones de voltaje desde hace más de un año.

 

En diálogo con El Ovallino, Stephanie Alfaro, presidenta de la Junta de Vecinos Tome Alto explicó que los vecinos buscan una solución definitiva al problema.

 

“Nosotros queremos una solución y que nos den una respuesta a nuestros reclamos”, expresó Alfaro, a la vez que confirmó que distintos pobladores han realizado varios reclamos formales, los que han quedado en nada y sin respuestas positivas.

 

“Venimos desde el 2017 haciendo reclamos por variaciones de voltaje a la empresa y ahora el último reclamo que presentamos fue en diciembre del 2018 y ahí nos dijeron que para el 4 de febrero ya tendríamos una respuesta, lo que no sucedió”, agregó.

 

Cabe mencionar que son alrededor de 700 personas de la localidad afectadas por los inconvenientes de electricidad, que tal como mencionaba la presidenta de la Junta de Vecinos Tamo Alto reclaman que han disminuido su calidad de vida.

 

“Es muy baja la tensión, no funcionan los refrigeradores y otros electrodomésticos, y si veo la televisión no puedo planchar, es decir o es una o es la otra.. Por otra parte, se han quemado varios artefactos y nadie hace nada”, declaró Alfaro.

 

Apoyo político

En este sentido, la presidenta de la Junta de Vecinos del lugar, comentó al concejal de Monte Patria, Nicolás Araya, esta problemática de la zona con el fin de ser más escuchados.

 

“Lamentable situación la que viven hace muchos meses vecinos de Tome Alto con la baja de voltaje, los vecinos reiteradamente han hecho reclamos formales, otros han hecho reclamos formales a la Superintendencia de Electricidad y Combustibles, SEC, y hasta el momento no hay resultado positivo para ellos, por lo mismo tomamos contacto con la Compañía General de Electricidad, CGE, con el gerente comercial de la zona y estamos esperando la confirmación de una reunión para la proxima semana”, señaló Araya.

 

Explicación empresarial

 

A raíz de los reclamos planteados en Tome Alto, El Ovallino se contactó con la empresa eléctrica. Y desde la jefatura comercial de Ovalle de la empresa CGE explicaron que “el día lunes se van a instalar unos “inscriptores”, es decir, unos medidores que registran voltaje. Estos se dejan un periodo de tiempo que lo determina el jefe técnico, por ejemplo una semana, y después se retiran y se revisan esas variables”.

 

Además, desde CGE agregaron que “una vez que se registren las variables y se pueda determinar si efectivamente hay variaciones de voltaje, porque muchas veces fallan las instalaciones interiores y registran bajas de voltajes, pero nosotros lo que tenemos que hacer es que nuestra red pueda verificar si existe variaciones de voltajes, y si existe se van a tomar las medidas correctas de seguridad para solucionar el problema”.

 

En total son más de 50 las familias que a diario deben vivir esta problemática y que siguen a la espera de alguna solución para cambiar su realidad actual.

 

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Máster Gratuito en Marketing Digital